Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información

Aceptar
Me acabo de hacer un tatuaje

Me acabo de hacer un tatuaje

¿Cómo debo cuidarlo?

Volver

Cuando decides hacerte un tatuaje, este pasa a formar parte de tu cuerpo y de tu historia por lo que… merece la pena cuidarlo, ¿no crees? Lo más importante, además de elegir el diseño que mejor encaje con tu personalidad, es acudir a un profesional de confianza que te garantice un buen resultado. Nosotros ahora te contaremos cuáles son los pasos imprescindibles que debes seguir para cuidar tu tatuaje en las horas y días inmediatamente posteriores, pero no olvides hacer caso a las indicaciones específicas de tu tatuador o tatuadora. ¡Él o ella es quien conoce mejor tu caso! ¿Empezamos?

¿Por qué es tan importante cuidar mi tatuaje?

Cuando te acabas de tatuar, es importante pensar en la zona como si de una herida se tratase. De hecho, en cierto modo lo es. Por lo tanto, el cuidado y la higiene durante las primeras horas tras su ejecución son fundamentales para evitar el riesgo de infecciones y asegurarnos que el tatuaje se mantenga en su mejor versión.

El cuidado de tu tatuaje hora a hora

1

En el estudio

Lo más probable es que al acabar de tatuarte, el profesional del estudio limpie y desinfecte la zona sobre la que ha trabajado. Seguramente la piel estará roja y algo hinchada, por lo que aplicará una capa de vaselina o de crema con función calmante y antibacteriana y cubrirá la zona con un vendaje especial de plástico transparente o un apósito. Deberás mantener este vendaje un mínimo de 2 horas o el tiempo que te recomiende tu tatuador o tatuadora según la zona y características del tatuaje.

Quad
3

Primeros días

Para obtener el mejor resultado, se recomienda repetir este proceso durante los siguientes 5-7 días unas 3 veces al día o las veces que te haya recomendado tu tatuador o tatuadora. Estos cuidados son imprescindibles para evitar posibles infecciones y favorecer la correcta cicatrización de la zona. En esta fase de la curación es posible que nos aparezca una especie de costra. Es normal. Lo importante es no arrancarla y esperar a que se desprenda ella misma. De lo contrario podríamos dañar el diseño.

Quad
2

Primeras horas

Una vez pasado este tiempo, llega el momento de limpiar el tatuaje por primera vez. Antes de retirar el vendaje, asegúrate de lavarte las manos con abundante agua tibia y jabón. Una vez lo hayas hecho, retira el vendaje y limpia el tatuaje con agua templada y jabón antibacteriano frotando suavemente la zona con las manos. Sécalo con un trozo de papel o de tela mediante suaves toques, sin frotar. Una vez hecho, ya no será necesario volver a tapar la zona a no ser que esté en una parte de roce frecuente y tu tatuador te haya recomendado que vuelvas a cubrirlo con plástico o un apósito estéril. Cuando el tatuaje esté totalmente seco, aplica una capa fina de pomada indicada para la cicatrización de los tatuajes.

Quad
4

Tatuaje siempre cuidado

Una vez el tatuaje haya cicatrizado ya no será necesario el lavado frecuente de la zona, pero sí será recomendable garantizar que siga bien hidratado. Esto será importante no solo cuando el tatuaje sea reciente, sino a lo largo de toda la vida si queremos que se conserve en las mejores condiciones. Aplica Talquistina Tattoo mínimo una vez al día para mantener el color, el brillo y la definición del tatuaje durante más tiempo.

Quad
1

En el estudio

Lo más probable es que al acabar de tatuarte, el profesional del estudio limpie y desinfecte la zona sobre la que ha trabajado. Seguramente la piel estará rojay algo hinchada, por lo queaplicará una capa de vaselina o de crema con función calmante y antibacteriana y cubrirá la zona con un vendaje especial de plástico transparente o un apósito. Deberás mantener este vendaje un mínimo de 2 horas o el tiempo que te recomiende tu tatuador o tatuadora según la zona y características del tatuaje.

Quad
2

Primeras horas

Una vez pasado este tiempo, llega el momento de limpiar el tatuaje por primera vez. Antes de retirar el vendaje, asegúrate de lavarte las manos con abundante agua tibia y jabón. Una vez lo hayas hecho, retira el vendaje y limpia el tatuaje con agua templada y jabón antibacteriano frotando suavemente la zona con las manos. Sécalo con un trozo de papel o de tela mediante suaves toques, sin frotar. Una vez hecho, ya no será necesario volver a tapar la zona a no ser que esté en una parte de roce frecuente y tu tatuador te haya recomendado que vuelvas a cubrirlo con plástico o un apósito estéril. Cuando el tatuaje esté totalmente seco, aplica una capa fina de pomada indicada para la cicatrización de los tatuajes.

Quad
3

Primeros días

Para obtener el mejor resultado, se recomienda repetir este proceso durante los siguientes 5-7 días unas 3 veces al día o las veces que te haya recomendado tu tatuador o tatuadora. Estos cuidados son imprescindibles para evitar posibles infecciones y favorecer la correcta cicatrización de la zona. En esta fase de la curación es posible que nos aparezca una especie de costra. Es normal. Lo importante es no arrancarla y esperar a que se desprenda ella misma. De lo contrario podríamos dañar el diseño.

Quad
4

Tatuaje siempre cuidado

Una vez el tatuaje haya cicatrizado ya no será necesario el lavado frecuente de la zona, pero sí será recomendable garantizar que siga bien hidratado. Esto será importante no solo cuando el tatuaje sea reciente, sino a lo largo de toda la vida si queremos que se conserve en las mejores condiciones. Aplica Talquistina Tattoo mínimo una vez al día para mantener el color, el brillo y la definición del tatuaje durante más tiempo.

Quad

¿Qué es Talquistina Tattoo?

Talquistina Tattoo es una crema hidratante, reestructurante y antioxidante de uso diario especialmente desarrollada para el cuidado diario de la piel tatuada. Proporciona 24 horas de hidratación e incorpora filtro solar, con Factor de Protección Solar 25 (SPF25). Aplicándola diariamente ayudarás a mantener tu tatuaje definido y cuidado.

Otros consejos para cuidar tu tatuaje

Durante el periodo de cicatrización del tatuaje —unas dos semanas aproximadamente— es importante que intentes aplicar las siguientes precauciones:

  • No exponer el tatuaje al sol.
  • Evitar hacer deportes que impliquen estirar y contraer la piel de la zona del tatuaje o sufrir algún arañazo o golpe.
  • Evitar prendas ajustadas que opriman la zona del tatuaje.
Consejos